Casicontento

No sé qué vi en ti que decidí tomarte y cargarte por pequeño que fueras, había otro color y otro género pero llegaste tú, “Brownie” por tu color café que dicha que vida que verdad que te quería. La primera noche tuve que dormir contigo porque llorabas y llorabas no sabía ni porqué, solo pensé que serias un dolor de cabeza, pero ahora puedo decir que eres el mejor dolor de cabeza. Dormiste tu porque yo dormí muy poco, coloqué un sillón mecedora en la sala y te coloque en mis brazos eras tan pequeño que cabías en mi mano y ahí te hubiera querido tener siempre. Era una maravilla verte correr, ladrabas muy poco y me hacías tan feliz cuando ibas por la pelota y tiempo después descubrí que eras el mejor para eso; la atrapabas en el aire y yo no cabía de la emoción de ver que hacías lo que te pedía no sabes que feliz era.

Casicontento

Me despertaba en las mañanas y me preparaba el café, me ponía un pan tostado y un poco de mermelada, y si tenia tiempo hasta jugo de naranja. Ella era mía porque yo era suyo, yo era de era porque ella así lo quería. Nuestra vida juntos era distinta cada día, yo me iba al trabajo ella al gimnasio no había niños que cuidar, aun. Aunque era algo que queríamos con tantas ganas pero prometimos que llegarían cuando tuvieran que llegar.
No encontraba mas calor que en sus brazos, ni mas estrellas que en sus ojos, mas vida que en sus caderas, mas amor que en sus labios.
Ahora somos 4 en la familia, sin contar al pequeño perro  que ella rescató, puedo dibujarla sin verla porque ella es mi vida por completo.

6tory | inglés | español | condiciones