sergioalarcon97

(...)
Y es entonces, cuando escribo, cuando la inspiración consternada y encantadora de las simplicidades se mezclan con la grandeza de un todo imaginario, un sacrilegio magno, un hábito constante, un narcótico tóxico y adictivo.
Hago el espléndido uso de remitirme a las épocas de las artes magnas, donde los hombres de verdadera importancia deletreaban lo bello como una monarquía intacta; allí, es cuando mis analogías surgen, son esteras que crecen inconformes e inestables;
¡Caos!, impredecible y hermoso,
la verdad de la historia, engendrada como árboles sedientos de los pensamientos, de las letras, de los retratos, inclusive, de los amoríos fanáticos, de la historia y la idea embaucadora de la memoria.
Plácidamente, con un café en mi mano, y entre sábanas de hilo ardiente de inspiración, escribiéndole nuevamente, trato de embriagarme de las miles de fantasías y relatos que he creado...

6tory | inglés | español | condiciones