sergioalarcon97

Tenemos la necesidad paupérrima, apoteósica, visceral, de consumir el preludio a como dé lugar. ¿Es tan necesario fragmentar la labor del tiempo por el instinto de un deseo?

El verdadero punto de quiebre, está en no identificar la intención; y es ahí donde se entra en el conflicto del adelanto: 'Me precipito, después aniquilo la primera impresión'.

Jamás se sobrevive a esa estampida.
[no sin antes pasar a los planos del fondo.]

6tory | inglés | español | condiciones